Andújar

ANDÚJAR, NUESTRA BANDERA Y NUESTRO ORGULLO

Andújar, nuestra ciudad, presume de alrededores impresionantes de una sierra que encierra en su interior paisajes y vida procedente de su flora y fauna, única por cobijar a animales extraordinarios y en peligro de extinción, como es el caso del lince ibérico, que, en el parque natural «Sierra de Andújar», ha encontrado su hábitat perfecto. Y el río, el Guadalquivir, que da vida a una vega de reconocido prestigio en todas las cocinas que se precien de utilizar sólo productos de primera calidad. En cuanto al aceite, el oro líquido de esta tierra, el zumo de la aceituna, está perfectamente representado por empresas que, usando exclusivamente métodos tradicionales y extracciones vírgenes, se consume en medio mundo. Un detalle: la Selección Española de Fútbol lo incorporó en su dieta en el Mundial de Corea.

En cuanto a sus costumbres populares, es la romería en honor de la Virgen de la Cabeza, patrona de la ciudad y de la diócesis de Jaén, que tiene su basílica-santuario a 32 kilómetros de la ciudad y en donde se congregan más de quinientas mil personas el último fin de semana del mes de abril, la que más atractivo mariano tiene de las conocidas en nuestro país y en donde la fiesta también está garantizada. Calderón de la Barca y Miguel de Cervantes hablan de ella en algunos de sus libros y comprobado está que es la primera romería de la que se conocen datos fehacientes de que se viene celebrando desde tiempo inmemorial. De su Semana Santa, destacar la entrega y la pasión de los hermanos cofrades. Naturalmente, la imaginería que se pone en la calle para los recorridos semanasanteros, tiene su particular historia y un valor incalculable. Se cuidan todos los detalles y gana cada año en prestigio.

Andújar renueva cada día su compromiso dando la bienvenida a las cientos de personas que buscan amistad y paz. Su oferta gastronómica, tan amplia como exquisita, tiene su referencia en las carnes de la sierra y en las verduras y las frutas de su huerta. Sus platos, por tanto, tienen como base productos de primera calidad, ecológicos y sanos: carne de monte, paté de perdiz, lomo de orza, solomillo y escalopines de ciervo… Los platos de cuchara tienen un ligazón con la huerta que vienen muy de antiguo y muchos de los que podemos encontrar en las cartas de los restaurantes más prestigiosos de la ciudad responden a viejas recetas caseras guardadas con gusto y mimo. Gastronómicamente, Andújar ha sido desde siempre una ciudad que ha contado con platos tan sencillos como extraordinarios en su acabado final. Unas humildes judías blancas con perdiz, o unos flamenquines caseros, o una carne de monte, o unas patatas en adobillo, o un gazpacho basado en nuestro aceite y en nuestras verduras, han servido durante años para nutrir a miles de personas que por aquí han pasado.

Nuestra miel, procedente del parque natural, es una muestra de pasión por lo nuestro, de dedicación a lo puro y ecológico. La industria al completo está representada en Andújar, lo que imprime carácter a sus habitantes. Muebles de estilo que viajan a países tan lejanos como Australia, Arabia Saudita o Rusia; yates y veleros que surcan los mares del mundo; aceite de oliva virgen extra que beneficia la salud de quienes lo consumen; monterías de caza mayor que atraen a escopetas de toda Europa; cerámica que adorna rincones en casas de quienes aman lo puro; artesanos de la enea que dan descanso a reyes y príncipes… Las tradiciones de nuestra ciudad pasan por la pasión, como hemos dicho, a lo mariano, por el fervor mostrado a todo lo que huela a rancio y sincero; por el flamenco, con una Peña que se obliga a sí misma a la perfección en todo lo que realiza. Y no faltan las raíces taurinas avaladas por figuras del toreo en todos los artes de Cúchares.

Las gentes de Andújar, con todo, son su mejor patrimonio. Gracias a su entrega, a su decidida aportación solidaria, la ciudad camina imparable hacia puestos socioeconómicos que le aseguran calidad de vida y bienestar. Para quienes buscan tranquilidad para su ocio, paisajes por descubrir, cultura para sus conocimientos, historia que incorporar a sus trabajos, pasiones que mejoren su conocimiento de lo humano, Andújar tiene mucho que aportar y más que contar. Y para quienes gusten de lo gastronómico, dicho ha quedado que somos un ejemplo para el mundo en acabados y gustos.

Andújar bien vale una visita. Andújar es mucho más».



Canción actual

Título

Artista